miércoles, 11 de febrero de 2015

¿Por qué creemos en cosas raras? (IV) ¿PUEDEN ADIVINAR NUESTRO FUTURO, COMO SOMOS O DETALLES DE NUESTRA VIDA SIN CONOCERNOS?




Nos preguntamos si un vidente, psíquico o técnicas como horóscopos o similares son fiables y pueden adivinar nuestro futuro o saber detalles concretos de cómo somos o de nuestra vida sin conocernos previamente

Siento decepcionar a muchos lectores. La respuesta de la Ciencia y la Psicología científica es NO

Las leyes de la física no nos permiten conocer el futuro o la mente de otras personas ni hechos de los que no hemos recibido información previa. Tampoco permiten que ninguna energía de los astros influya en nuestro cerebro o nos condicione de por vida en el momento de nuestro nacimiento. Cualquiera de los objetos que nos rodean tendría una influencia mucho mayor. A nivel biológico no existe ningún órgano sensorial o mecanismo fisiológico que permita tales cualidades. Es más, si tales capacidades fueran posibles no cabe duda, dada las enormes ventajas evolutivas que tendrían para los individuos que las poseyeran, que las mismas (conocer el futuro, leer la mente, adivinar hechos) habrían sido seleccionadas por la naturaleza y serían algo muy común y no sólo algo propio de iluminados o que sólo se producirían en momentos especiales. Se han hecho además numerosos estudios en psicología, publicados en revistas científicas, y cuando estos se han hecho bajo condiciones rigurosas y de control nadie ha sido capaz de demostrar ninguna capacidad. Y es obvio que los estados modernos tendrían toda una corte de psíquicos a su disposición y así evitarían la cantidad de errores que cometen y los ciudadanos no nos dejaríamos engañar más por los políticos, aunque para esto último creo que no hace falta tener muchas dotes de adivino con todo lo que ha caído ya ¡verdad!. 

Algunas técnicas además tienen problemas serios con algo aún más exacto que la ciencia que son las matemáticas, me refiero a aquellas que adivinan haciendo uso de objetos, tales como cartas, monedas, dados, piedras, etc. En estas técnicas se tiran los objetos o se barajan las cartas. El resultado dependerá exclusivamente del azar (salvo que hagamos trampa) y no del destino como opina el creyente. Los resultados seguirán las leyes de la probabilidad y la estadística y no de la magia. Si hiciésemos por tanto una segunda o sucesivas tiradas o barajáramos de nuevo las cartas los resultados serán distintos e irían variando como pasa en un casino o en cualquier juego de azar. El resultado es impredecible. Sin embargo si hay un destino los resultados deberían ser los mismos siempre, o en el mejor de los casos al menos muy parecidos, lo cual no ocurre. Es muy fácil echar por tierra estas técnicas, basta con hacer varias tiradas sucesivas y ver que los resultados cambian. Si no lo hicesen, las matemáticas estarían equivocadas y nuestro universo no sólo no seguiría ciertas leyes científicas fijas, sino que ocurrirían con frecuencia acontecimientos completamente absurdos en nuetra vida ordinaria muy fáciles de demostrar. Podemos ver con claridad meridiana el absurdo de ciertas técnicas.

Muchos lectores seguirán sin convencerse, pues a pesar de lo que yo o la ciencia diga, argumentarán en base a testimonios de otras personas o a su experiencia personal…. que algún vidente dijo cosas concretas de su vida o futuro que no podía saber, que es de por ejemplo del signo Leo y encaja a la perfección con como es él, que le dieron un horóscopo personalizado y acertó por completo, etc.

Pues bien, siento decir que le han engañado, ya sea con mala o buena intención ( muchos de los que se dedican a estos oficios creen en ello). Y le engañó quién le dio la información o bien ustedes a sí mismos. Y esto es debido a una serie de trucos y de sesgos o errores cognitivos que en general todos tenemos, y son bien conocidos por la psicología.

No obstante si alguien cree tener esas capacidades……..por favor ruego se ponga en contacto conmigo y me diga cual va a ser el número ganador de la Lotería. Si fuera verdad los premios los ganarían siempre los mismos. Igualmente le aconsejo que se ponga en contacto con la Fundación Educativa James Randi. Esta organización intenta examinar las afirmaciones paranormales en condiciones controladas de experimentación, ofreciendo un premio de un millón de dólares a cualquiera que pudiera demostrar evidencia de cualquier poder o suceso paranormal, supernatural u oculto bajo condiciones de observación controladas. Hasta ahora el premio está desierto. Así que si es tu caso hazle un corte de manga a tu jefe y ve preparando las maletas para recibir tu millón de dólares. ¡Que puñetas hacen todavía estos que echan cartas por la tele en horario nocturno e ilegalmente en diurno para no irse pitando para allí!

Dichas prácticas son usadas frecuentemente por distintos profesionales o personajes como medio para obtener información con la intención de hacer espectáculo o de atribuirse por éstos  la posesión de supuestos poderes psíquicos o paranormales:

  •  Magos de escenario o ilusionistas como parte de sus espectáculos.
  • Mentalistas. El mentalismo es una rama del ilusionismo. Es un arte de ejecución antiguo en el cual el practicante utiliza la agilidad mental, principios de la magia escénica o sugestión para hacer una ilusión de lectura mental, psicoquinesis (capacidad de la mente de influir en la materia y la energía), precognición o premonición, clarividencia (capacidad de percepción extrasensorial que permitiría recibir información de acontecimientos futuros u ocurridos en otros lugares) o control mental.
  • Psíquicos: Término genérico. Persona con poderes mentales de cualquier tipo
  • Adivinos: personas que predicen el futuro o descubren las cosas ocultas o ignoradas haciendo uso de la magia o poderes sobrenaturales 
  • Videntes: Persona capaz de adivinar el futuro o esclarecer lo pasado
  • Quiromantes (adivinar con la lectura de las líneas de las manos)
  • Tarotistas (adivinar el porvenir con la cartas del Tarot)
  • Astrólogos: Conocer la personalidad de alguien o adivinar su futuro conociendo la posición de los astros y la fecha de nacimiento de alguien.
  • Médium: persona con capacidad para comunicarse con los espíritus.
  • Artistas de la estafa: Cualquiera que pretenda engañar o bien estafar económicamente a alguien

Pues bien sigamos leyendo y desvelemos con la luz de la razón estos trucos y sesgos………….


EFECTO FORER O BARNUM

En 1948, el psicólogo Bertram R. Forer dio a sus estudiantes un test de personalidad, y luego les entregó el resultado único del análisis de su personalidad, basado en los resultados del test, y pidió a cada uno de ellos a evaluar el análisis en una escala de 0 (muy pobre) a 5 (excelente) según se aplicara a ellos. En realidad, les entregó a todos la misma descripción:
“Tienes la necesidad de que otras personas te aprecien y admiren, y sin embargo eres crítico contigo mismo. Aunque tienes algunas debilidades en tu personalidad, generalmente eres capaz de compensarlas. Tienes una considerable capacidad sin usar que no has aprovechado. Tiendes a ser disciplinado y controlado por el exterior pero preocupado e inseguro por dentro. A veces tienes serias dudas sobre si has obrado bien o tomado las decisiones correctas. Prefieres una cierta cantidad de cambios y variedad y te sientes defraudado cuando te ves rodeado de restricciones y limitaciones. También estás orgulloso de ser un pensador independiente; y de no aceptar las afirmaciones de los otros sin pruebas suficientes. Pero encuentras poco sabio el ser muy franco en revelarte a los otros. A veces eres extrovertido, afable, y sociable, mientras que otras veces eres introvertido, precavido y reservado. Algunas de tus aspiraciones tienden a ser bastante irrealistas.”
Los estudiantes puntuaron la descripción, en promedio, con un 4,2. Sólo se les reveló que la descripción era la misma para todos los estudiantes una vez que ya habían puntuado, y también les revelo que la descripción surge de ensamblar textos de distintos horóscopos. Como se puede observar, la descripción podría aplicarse a cualquiera. ¿A usted también le ha parecido que tal descripción encaja consigo mismo? Bueno en su caso tenía una clara ventaja, le había advertido que la descripción era igual para todos y no le he pasado previamente un test diciéndole que le daría una descripción posterior de su personalidad. Así que su respuesta no es muy válida porque su respuesta podría haber sido muy distinta de haber estado en la misma situación que los participantes del estudio.

A pesar de ello, otros estudios han demostrado que las altas puntuaciones están aseguradas si:
  • el sujeto cree que el análisis se aplica sólo a él
  • el sujeto cree en la autoridad del evaluador
  • el análisis enumera mayormente atributos positivos (nos cuesta más aceptar lo negativo de nuestra personalidad que lo positivo, ya que lógicamente recibimos con más agrado lo positivo y nos resulta más fácil identificarnos con ello)

El efecto Forer es un sesgo cognitivo que se conoce también como Falacia de validación personal o Efecto Barnum. Tendencia natural a aceptar como propias descripciones personales vagas y generalistas como si fueran descripciones específicas y detalladas, de nuestra vida y personalidad sin darnos cuenta de que podrían aplicarse a cualquiera. Una declaración Barnum es una observación que es tan vaga que se aplica a todos, pero todavía suena como una observación específica. Tendemos a dar una alta nota de precisión o a asentir y confirmar la fidelidad de las descripciones que de nuestra personalidad se hagan cuando estas están hechas a medida y específicamente para nosotros. En realidad, estas descripciones de la personalidad son vagas y suficientemente generales como para ser aplicadas a un amplio espectro de la sociedad. Por ejemplo, los horóscopos, cartas astrales y quiromancia, etc.

Consiste en hacer declaraciones que parecen personalizadas pero, sin embargo, se aplican a mucha gente. Y aunque en principio parecen específicas, tales declaraciones dan al lector la máxima cantidad de opciones posibles para «escabullirse» durante una lectura.

Están diseñadas para obtener la identificación de las respuestas de la gente. Las declaraciones a continuación, pueden llegar a convertirse en párrafos cada vez más sofisticados y parecen mostrar gran cantidad de detalles acerca de una persona. El efecto se basa en parte en el afán de la gente para completar los detalles y hacer conexiones entre lo que se dice y algunos aspectos de su propia vida (a menudo buscando en la historia de su vida para encontrar alguna conexión, o reinterpretando la frase de cualquier número de diferentes formas posibles a fin de que se apliquen a sí mismo). Un lector o adivino psíquico talentoso y carismático puede a veces incluso intimidar a una persona para que admita una conexión con algo de su vida, exigiendo una y otra vez que reconozca una afirmación particular en algo que tenga cierta importancia manteniendo que simplemente no está pensando lo suficiente, o alegando la represión de un recuerdo importante.

Las declaraciones de este tipo podrían ser:
  • «Siento que usted a veces es un tanto insegura, especialmente ante personas que usted no conoce bien».
  • «En su casa hay una caja con fotos viejas, sin clasificar».
  • «Cuando usted era niño tuvo un accidente que tuvo que ver con el agua».
  • «Está teniendo algún problema con un amigo, o un pariente».
  • «Cuando era niño su padre le trajo una vez un regalo que le gustó mucho...»
  • «Su padre falleció debido a problemas en el pecho..., o en el abdomen». (Si el sujeto es lo suficientemente adulto, es más probable que su padre haya muerto ―no importa si hace una semana o 20 años atrás―, y esta afirmación puede aplicarse correctamente a muchísimas enfermedades como neumonía, diabetes, muchos tipos de cáncer, cardiopatías de todo tipo; o sea, la gran mayoría de causas de muerte).
  • «Usted es una persona considerada, pero a veces puede ser egoísta».
El cliente puede entonces tener la sensación de que el psíquico le lee la mente o el horóscopo acierta con precisión cuando de hecho la lectura podría aplicarse a cualquiera.

Se relacionan con el Sesgo de Confirmación del que he hablado en otros artículos. El sesgo de confirmación es la tendencia a buscar o en este caso interpretar la información  que nos dan de una manera que confirma las propias ideas preconcebidas. Se favorece la información o interpreta la realidad confirmando sus propios presupuestos o hipótesis, sin importar si la información es verdadera. Si yo soy por ejemplo del signo Libra tenderé a pensar que todo lo que oiga sobre este signo me confirma como soy yo. El Sesgo de Confirmación refuerza el efecto Forer antes explicado.

El sesgo de confirmación también explica que tendamos a recordar mejor los aciertos que los errores. Recordamos bien aquello en que por ejemplo acertó el vidente pero tendemos a olvidar aquello en que falló. Los aciertos y las coincidencias nos impactan más y tendemos a prestarles más atención y por eso también las recordamos mejor.

Es común en muchas personas creer que tienen cierta capacidad de premonición. Decimos cuando tuvimos una supuesta premonición “ves, ves como acerté” y no recordamos cuando no acerté que fueron muchas más. También decimos “Lo pensé y ocurrió” (no recordamos las múltiples veces que lo pensamos y no ocurrió nada, sencillamente porque no nos impactó y lo olvidamos fácilmente). Y mientras más tendamos a creer en algo más nos dispondremos a ello.

Efecto Forer en Comunicación política
El clásico discurso político en el que se usa mucho ‘qué’ y poco ‘cómo’. Decir frases ambiguas sobre temas profundos genera una predisposición del receptor hacia el emisor. Básicamente siente que esa persona está acertada en lo que dice, que es de fiar, que no le engaña. Es muy fácil identificarse con un líder que se muestra vehemente en la defensa de determinados valores universales como la libertad, la justicia, la igualdad... Y lo es porque tendemos a pensar que su interpretación de dichos valores y su defensa son iguales a las nuestras. Tenemos tendencia a aceptar las críticas positivas y a considerar acertadas descripciones vagas y generalistas porque ‘completamos’ los huecos que dejan con lo que en realidad estamos queriendo escuchar o sentir que es verdad.


¿ES POSIBLE CONOCER LA VIDA DE LOS DEMÁS SIN SABER NADA DE ELLOS?

Cuando queremos saber algo de alguien, hechos de su vida pasada o similares, lo usual que todos pensamos es que alguien debe "decirnos" tal información: o la propia persona nos lo cuenta, o alguien que lo conoce (o conoce la información) nos lo cuenta, o bien nos enteramos por algún registro (escrito o visual) que hable de esa persona, alguna biografía, su página de Facebook, cartas personales, etc. Pero, seguro, si es información comprobada y cierta, esa información tiene que venir de alguna fuente real y tangible. La casualidad podría explicar algunos aciertos en datos generales, pero no aciertos en forma sistemática a nivel de detalles concretos.

Entonces, cuando una persona parece ser capaz de decir cosas precisas de otra sin conocerla y, aparentemente, sin usar ninguna fuente "conocida", la sorpresa es mayúscula. Es esa impresión la que explotan los así llamados psíquicos, mentalistas, médiums, videntes, astrólogos y estafadores psíquicos.

Pero hay técnicas conocidas en el mundo de la videncia, la magia y el ilusionismo para conseguir exactamente esa impresión por medios completamente mundanos: como la lectura en frío y la lectura en caliente. Son diversas técnicas empleadas para que un sujeto convenza a otros de que sabe mucho más acerca de alguien de lo que conoce realmente.

 

 

LECTURA EN FRÍO


La lectura en frío consiste en extraer información útil de la persona únicamente a partir de la observación cuidadosa o minuciosa de ella. Los psíquicos que usan esta técnica usan las pistas que un cliente emite sin darse cuenta durante la lectura. Estas pistas incluyen su apariencia, que indica entre otras muchas cosas la salud del cliente y la situación social, cómo se viste, cómo habla y lenguaje que utiliza, qué tipo de accesorios o adornos utiliza, seguridad al actuar, qué edad tiene, de qué perfil socioeconómico probablemente proviene, etc. Incluso observando sus manos algunos «videntes» pueden acertar el tipo de trabajo que realiza. .Sin que la persona diga nada de sí misma, el "lector en frío" puede encasillar al "leído" y puede aventurar afirmaciones que pueden estar, sino muy cerca, directamente sobre los hechos actuales y pasados de la persona.

Aun sin que cuente con conocimiento inicial alguno acerca de una persona, un «lector en frío» experimentado puede conseguir rápidamente una gran cantidad de información acerca de algún sujeto mediante el análisis y la observación meticulosa de su lenguaje corporal, forma de hablar, vestimenta, apariencia, sexo, religión, origen étnico o nivel educativo. La quiromancia (lectura de las manos) permite observar expresiones faciales de la víctima, mientras se distrae con la palma y calibrar lo que se dice.

Previo al inicio de la lectura en sí, el lector con frecuencia intenta conseguir cooperación de quién será sujeto a ese procedimiento, enunciando frases vagas e imprecisas.

Después de la observación inicial el segundo paso es sonsacarle información al cliente o espectador. El lector en frío lanza afirmaciones que ya pueden estar cerca de la "verdad" sobre la persona, pero son las propias reacciones de la persona las que van guiando al lector en frío en confirmar si sus afirmaciones son un acierto o un desacierto: si la persona no reacciona, frunce el ceño, niega... claramente. Si lo que está diciendo el vidente no es correcto el lector en frío con experiencia hará correcciones a sus afirmaciones para guiarlas a algún punto donde las reacciones de la persona apunten a que esté sobre la pista correcta: los ojos de la persona o su boca se abren de impresión, se sobresalta, afirma inconscientemente con la cabeza, se ríe en complicidad, etc. Por lo tanto, es la propia persona la que le confirma al lector en frío que sus "afirmaciones" van en la pista correcta o, incluso, que "es" correcta. Las expresiones de la persona leída indican al psíquico qué tan receptivo es a una declaración especial, y el entusiasmo que el cliente manifiesta muestran al psíquico lo que piensa y si la información era exacta, y en respuesta, el psíquico puede profundizar en un tema en particular.

A medida que va «leyendo», el adivinador puede calibrar sus juicios según las reacciones corporales inconscientes que emite el sujeto, tras escuchar aciertos y desaciertos. Por ejemplo: «Usted tiene un problema amoroso... [El adivinador nota un gesto de molestia del sujeto] No... es algo grave... [El adivinador nota un gesto expectante en el sujeto] sí, grave... A ver... ¿Es una enfermedad o...?» Y así lanzará una lista de problemas comunes hasta ver, según la lectura facial, un gesto de acierto o que el mismo sujeto le indique sin percatarse.

Por ejemplo, un psíquico en el escenario puede tirar un nombre particular, como "Juan", o hablar de que alguien en la multitud tiene un problema particular, como la artritis. A continuación, puede esperar a que alguien está de acuerdo con esta información y luego puede continuar la lectura en frío dando al cliente información más detallada basada en las cualidades probables de una persona de esa edad y porte. Él puede no acertar en todas sus observaciones, pero el espectador sólo puede recordar los comentarios "precisos" y olvidarse de los imprecisos.

De esta manera, un lector en frío hábil puede adentrarse en la vida de un desconocido llegando a afirmar cosas aparentemente sorprendentes a partir de una fuente desconocida, pero simplemente es la misma persona leída, el intelecto del lector en frío y su habilidad para observar reacciones las que guían la lectura.

Una característica clave de la lectura en frío es que las afirmaciones del lector son vagamente definidas, amplias e interpretables por el "leído" de muchas formas y sólo aparentan ser específicas; en la medida que la persona leída va consciente o inconscientemente "cooperando" con el lector en frío para validar (o descartar) sus afirmaciones. Estas afirmaciones van adquiriendo poco a poco la precisión aparentemente mágica, pero si se observan en detalle, son vagas y genéricas. Al final tras un vaticinio difuso el psíquico acaba acertando.

Uno de los elementos cruciales es que el sujeto sea crédulo y esté ansioso por encontrar conexiones o reinterpretar afirmaciones vagas, de manera que ayuden a que parezca que el vidente está haciendo predicciones específicas.

Puesto que la mayoría de las afirmaciones se hacen en forma positiva es fácil que la persona, al sentirse halagada, coopere y proporcione datos que luego el adivinador da como suyos, dando la impresión que el adivinador los sabía. (Ej. «Usted es persona que quiere mucho a su familia, es muy esforzada y muy preocupada por los suyos», etc.).
Cuando la víctima hace un comentario el lector puede repetirla parafraseándolo lo que da la impresión que siempre lo había sabido. Ejemplo:
- "¿Su padre le dio un regalo cuando niño?"
- "Si un trencito"
- "Ah! verdad que era un trencito, claro... uno que todos disfrutaban en familia ¿cierto? ¿Y que le gustaba del trencito?" (Aquí la víctima seguirá respondiendo naturalmente dando nuevas pistas al lector en frío)

Otro ejemplo. Muchas personas afligidas llevarán una pieza de joyería que tiene una conexión con su ser querido fallecido. El psíquico puede pretender obtener algún tipo de mensaje sobre una pieza de joyería que pertenece a los fallecidos mientras se hace una lectura que pueda impresionar a un cliente. Se podrá realizar la conexión y plantear el mensaje como una señal de que nos hemos puesto en contacto con el otro lado.

Con este tipo de técnicas, la información es proporcionada por el sujeto sobre el que se práctica la lectura, aunque parezca que quien la proporciona es el lector en frío.

 

OTRAS TÉCNICAS DE LECTURA EN FRÍO

Shotgunning (disparo a la bandada)


Es una técnica de lectura en frío de uso común, utilizada por los psíquicos televisivos y médiums espirituales. El lector psíquico rápidamente ofrece una gran cantidad de información muy general, a menudo a una audiencia entera (por lo que para alguno de los espectadores es muy probable que sea correcta, cercana a la correcta o por lo menos, provocadora o evocadora). Observa en su público las reacciones (especialmente su lenguaje corporal), y luego reduce el ámbito de aplicación, reconociendo los conceptos en personas particulares, y de acuerdo a las reacciones se puede ir refinando las declaraciones originales para promover una respuesta emocional.

Esta técnica se denomina así por el nombre de un arma (como la escopeta), que dispara una perdigonada de proyectiles pequeños con la esperanza de que uno o más de los disparos peguen en el blanco. La mayoría de las personas en una habitación, en algún momento, por ejemplo, han perdido a un familiar mayor o han conocido al menos una persona con un nombre común como Miguel o Juan.

El shotgunning podría incluir una serie de afirmaciones vagas, tales como:
  • «Yo veo un problema del corazón con una figura paterna en su familia, un padre, un abuelo, un tío, un primo... estoy definitivamente viendo un dolor en el pecho aquí, en una figura paterna en su familia».
  • «Yo veo una mujer que no es un pariente. Alguien cerca cuando usted estaba creciendo, una tía, un amiga de su madre, madrastra... Veo una oscuridad en el pecho, cáncer de pulmón, enfermedades cardíacas, cáncer de mama...».
  • «Tengo la sensación de una figura de hombre mayor en su vida, que quiere que usted sepa que si bien puede haber tenido desacuerdos en su vida, aún te amaba».
  • «Encontrará poco satisfactoria su actual línea de trabajo».
  • «Hay alguien cercano que te hace sufrir o te preocupa».

 

Truco del arco iris


El ardid del arco iris es una declaración elaborada que a la vez otorga a alguien un rasgo de personalidad específico, así como el opuesto de ese rasgo. Con esa frase, un lector en frío puede abarcar todas las posibilidades y parece que han hecho una deducción exacta en la mente del sujeto, a pesar de que una frase del truco del arco iris es vaga y contradictoria. 

Es una técnica muy común en las lecturas del tarot y psíquica, especialmente porque los rasgos de personalidad no son cuantificables, y también porque casi todo el mundo ha experimentado los dos lados de una emoción particular, en algún momento de sus vidas. Lo normal además  no es tener rasgos puros de personalidad, sino matices que son interpretables, difícilmente alguien es por ejemplo siempre o en términos absolutos amable, abierto, sociable, etc. Dependerá de la circunstancia y el momento. Las declaraciones de este tipo suelen usar mucho el “pero”

Las declaraciones de este tipo podrían ser:
  • «La mayor parte del tiempo eres positiva y alegre, pero hace un tiempo estuviste extremadamente angustiada».
  • «Usted es una persona muy amable y considerada, pero cuando siente que han traicionado su confianza, usted siente una rabia irrefrenable».
  • «Yo podría decir que pareces tranquilo y hasta tímido, pero cuando te abres, podrías ser el centro de atención».
  • «Usted es una persona absolutamente fiel cuando ama con intensidad a su pareja».
Un lector en frío puede elegir entre una variedad de rasgos de personalidad, pensar en su opuesto, y luego se unen los dos juntos en una frase, vagamente vinculados por factores como el estado de ánimo, el tiempo, o potencial.

 

Halagos y optimismo.


Cualquier redacción en positivo, describiendo virtudes de la persona siempre tendrá mejor aceptación y autoconfirmación, que si tiene cualquier crítica negativa. La gente preferirá oír mensajes  del tipo “tu no eres culpable” o “tu eres un poco mejor que el otro”, etc. Si nos hablan de nuestro futuro es mejor que este sea positivo y no negativo o con desgracias. El futuro debe ser mejor que el pasado (a la gente no le gusta oír malas noticias y es más fácil que las niegue).
  • Ud es una persona con mucho talento, capacidad de innovación y un espíritu creativo. Destaca en el optimismo, la capacidad de comunicación y la fortaleza.
  • Ud tiene un gran sentido práctico y la habilidad para todo lo detallista, minucioso y rutinario. Dispone de mucha facilidad para adaptarse a distintas situaciones, lugares y personas.
  • Ud en cambio dispone de un gran sentido de la armonía, el arte y la belleza. Se caracteriza por su socialilidad, carisma y magnetismo personal. La gente se percata de espíritu de lucha y lo visionario que puede llegar a ser.

 

Lectura en frío subsconciente

Las personas que son naturalmente buenos en observaciones personales, sin darse cuenta pueden realizar lecturas de personas sobre la base de la lectura en frío, sin un intento deliberado de engaño.

Después de que una persona ha hecho cientos de lecturas, sus habilidades pueden mejorar hasta el punto en que puede empezar a creer que puede leer las mentes, preguntándose si su éxito se debe a la psicología, la intuición o a una habilidad psíquica. Esta forma de pensamiento es conocida por los escépticos de lo paranormal como la «tentación trascendental». El historiador de la magia e investigador del ocultismo Milbourne Christopher ha avisado de que la tentación trascendental puede llevar a la persona inconscientemente a una fe en lo oculto y a un deterioro de la capacidad de raciocinio.

Magos de escenario, psíquicos y lectura en frío


Actores como Mark Edward, Lynne Kelly, Kari Coleman, Ian Rowland y Derren Brown han trabajado como presuntos psíquicos, ofreciendo tanto sesiones privadas de adivinación del futuro o foros abiertos para «hablar con los muertos», al estilo del autoproclamado médium John Edward, y su contraparte del Reino Unido, Colin Fry.

Solo después de haber recibido la ovación y el aplauso de los espectadores, dichos intérpretes desvelaron que para realizar su espectáculo no habían necesitado poder sobrenatural alguno, sino solo de algunos conocimientos de psicología y de lectura en frío.


LECTURA EN CALIENTE

La lectura caliente es la técnica de encontrar información previa sobre una persona antes de hacer la lectura psíquica. En la lectura en caliente, el lector utiliza la información sobre la persona que recibe la lectura y que  no es consciente de que el lector ya conoce. De esta manera, el cliente cree que el psíquico está saliendo con información puramente de la lectura. Ejemplos de lectura en caliente incluyen situaciones en las que un cómplice charla con el cliente antes de la lectura o visitas a su casa haciéndose pasar por misioneros u otras personas bajo el pretexto de obtener información.

El "lector en caliente" no adivina ni intenta adivinar nada, sino que directamente usa información concreta que de antemano ha recolectado acerca de esa persona (usualmente sin conocimiento de la persona leída), o bien usa la propia información que la persona leída ha entregado y confirmado verbalmente antes o durante la lectura, utilizando esta información para realizar afirmaciones que parecen salidas de la nada y que, de otra manera, eran muy difíciles o directamente imposibles de conocer.

Al mezclar ambas técnicas de Lectura fría y caliente, un médium, vidente o psíquico puede impresionar fácilmente a la gente crédula (e, incluso, a los no tan crédulos), haciéndoles creer que posee poderes reales más allá de lo normal, o que la información que recibe no proviene de ninguna fuente natural. Además, en la medida que la lectura avanza, el lector (en frío y/o caliente) gana más y más información de la persona leída, por lo que al final de la lectura él puede realizar afirmaciones con una precisión “espectacular”, pero que únicamente provienen de atar cabos y conectar toda la información que previamente recibió de la propia persona. Cuando estos trucos psicológicos se usan correctamente dan la impresión de que el mentalista, o estafador psíquico, es intuitivamente perceptivo y psíquicamente dotados En realidad muchas de las declaraciones que hacen pueden adaptarse a casi toda la humanidad, independientemente de su sexo, opiniones personales, edad, época, cultura o nacionalidad. Se usan principios conocidos de la psicología que se aplican a casi todo el mundo, mientras se está haciendo una lectura psíquica.


OTRAS TÉCNICAS

 

Atmósfera de autoridad

 

Un psíquico puede armar la sala de consulta de tal manera que el cliente se sienta impresionado y confíe en el psíquico. Las características de este ambiente incluyen libros y cuadros que indican minuciosidad y educación, así como iluminación suave, que promueve la relajación del cliente. Un falso psíquico también puede tratar de impresionar al cliente mediante el uso de términos o jerga seudoespiritual para añadir un sentido de ritual y la complejidad de la lectura.

Mentalismo


El mentalismo usa trucos de magia y juegos de manos para retratar la impresión de habilidad psíquica. Por ejemplo, las cámaras secretas supuestamente pueden leer imágenes dibujadas en secreto, y auriculares ocultos pueden transmitir información de un cómplice.

Reescribiendo la historia.


En los casos donde hay desaciertos, el charlatán reafirma cosas que la propia víctima afirmó previamente, o bien lleva o modifica elegantemente sus afirmaciones iniciales para que sigan la línea de lo afirmado por la propia persona leída, dando la impresión de que el vidente siempre estuvo diciendo lo correcto con un nivel de precisión sorprendente.


Pues bien ahora que conocemos los trucos que usan los artistas de la estafa cualquiera de nosotros podría animarse a montar su propia consulta de adivino. Les doy algunos buenos consejos que son los que usan los que se dedican a este noble arte del engaño
1.        Monta un decorado impactante con luz tenue (impresiona a tu público)
2.      Se humilde. Di que eres una persona afortunada que tiene el poder de ver el futuro y contactar con los espíritus.  Di que la videncia es complicada y no siempre puedes sintonizar (así admitirán tus fallos mejor)
3.        Céntrate sólo en los tres típicos puntos: Salud, Dinero y Amor (lo que interesa a todo el mundo)
4.        Di generalidades como de tipo necesita que los demás le quieran.
5.        Habla de cosas comunes a todos, como de aquella persona que le gustaba tanto y no te hizo caso
6.        Sonsácale información discretamente. Todo el mundo dice cosas de si mismo incluso cuando no quiere.
7.        Usa jerga ocultista como vibraciones, energía, aura, ascendente, fortuna.
8.        Estudia los sondeos demoscópicos. Te informarán de lo que le preocupa a la gente en cada momento.
9.       Limítate a decir lo que la gente quiere escuchar. No hables de enfermedades, es mejor decir por ejemplo que conocerás a la persona de tus sueños.
10.   Ten preparada una excusa para cuando falles. Como que no siempre se puede sintonizar o cambia la forma de decirlo para que no parezca que te has equivocado


El efecto calzador

El efecto calzador o Shoehorning, en inglés, es el proceso de ajustar forzadamente algún tema de actualidad en la agenda personal, política o religiosa de uno. Los denominados psíquicos frecuentemente calzan eventos para adaptarlos a las vagas declaraciones que hicieron en el pasado. Este es un procedimiento muy seguro, ya que no pueden ser refutados y muchas personas no son conscientes de lo fácil que es hacer parecer que se ha confirmado algo de una afirmación después de haber sucedido el hecho, sobre todo si se les da amplia libertad en la fabricación del calzador. Es común, por ejemplo, en defensores de cosas tales como el Código de la Biblia o las “profecías” de Nostradamus calzar eventos a los textos en lugar de predecir realmente algo.

     Después de los ataques terroristas contra el World Trade Center y el Pentágono del 11 de septiembre de 2001, los evangelistas cristianos fundamentalistas Jerry Falwell y Pat Robertson calzaron dichos eventos a su agenda. Afirmaron que “los grupos liberales de las libertades civiles, feministas, homosexuales y los partidarios del derecho al aborto tienen una responsabilidad parcial … porque sus acciones se han convertido en la ira de [mi] Dios contra Estados Unidos“.  Según Falwell, su dios permitió que “los enemigos de Estados Unidos. ..nos dieran lo que probablemente nos merecemos“. Robertson estuvo de acuerdo. La Unión Americana de Libertades Civiles ha “llegado a tener un montón de culpa de esto“, dijo Falwell, con el acuerdo de Robertson. Los tribunales federales tienen parte de la culpa, también, dijo Falwell, porque han estado “tirando a [mi] dios de la plaza pública.” También “los abortistas tienen que soportar alguna carga por esto porque [mi] Dios no puede ser burlado“, dijo Falwell y con el acuerdo de Robertson.

      Ni Falwell ni Robertson tienen forma alguna de probar ninguna de sus afirmaciones, ya que son, por su naturaleza, imposibles de demostrar. Pero estas afirmaciones tampoco se pueden refutar. Su propósito es simplemente llamar la atención sobre su agenda y obtener publicidad gratuita en los medios de comunicación. Es una manera de aprovechar el miedo y la ira de la gente, sin miedo a ser evidenciados como unos mentirosos. Es una táctica oculta y exitosa, ya que no es posible ninguna refutación.
 

http://www.ivoox.com/vaya-timo-el-tarot-javier-cavanilles-la-otra-audios-mp3_rf_747489_1.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario